Unîca desencadenada

En Unîca bromeamos con que uno de nuestros mayores éxitos sería venderle una bici a Tarantino para que se la regale a Jamie Foxx, el actor de su película Django desencadenado, por el paralelismo que tiene la historia del esclavo liberado con la historia de la marca de bicis catalana Unîca.

 

La marca nació como un proyecto de un apasionado de las bici, Josep Maria Rodríguez, que usó como conejillo de indias a su mujer, Mercè Tusell, con su consentimiento y gusto, para probar en una competición la primera bicicleta sin cadena, con correa de transmisión y las velocidades en el buje.

Mercè corrió la prueba, el Sailfish Half Triatlón de Berga, bajo el lema de “Desencadenada”, siendo la única que corría en un triatlón de media distancia con una bici de estas características.

 

No fue fácil convencer a la organización y a las federaciones española y catalana para avalar una bici de esas características. Fueron meses de trabajo e persistencia, hasta conseguir que Mercè dejara su Unîca Desencadenada en el box para volar con ella en la sección de bici y llegar a la meta a 15 segundos de la ganadora Judith Corachan, hoy una de las triatletas profesionales que patrocina Unîca, junto con Mercè.

 

Esta es la historia de una de las primeras Unîcas, la Unîca que hizo de ese triatlón el triatlón de Mercè Desencadenada.

Recent Posts