El fin de la espeleología en tiendas de ciclismo para dar con una bici para una mujer

En los últimos 20 años, y de forma exponencial, ha crecido el número de mujeres que practican ciclismo y triatlón. Cada vez somos más chicas y mujeres ciclistas o triatletas, y aún así sigue habiendo un gran vacío de artículos técnicos para nosotras en tiendas especializadas. Crece la oferta de ropa técnica deportiva de mujer, pero en lo que a material más técnico se refiere, como bicicletas de media y alta gama que nos permitan un buen desempeño para entrenar y competir, hay un vacío importante que repercute en gastarse mucho más dinero del previsto o acabar comprando material técnico para niños, por su talla, más ajustada.

Te compras una bici acorde a tu altura, como te recomiendan en la tienda, y a las dos salidas te duele hasta el alma. La falta de costumbre, piensas. A las 12 salidas los dolores siguen, crecen o se perpetúan y empiezas a pensar que este deporte no es para ti, es para otras, y sobre todo, para otros.

Principales errores que cometemos las mujeres al comprar una bici:

.- Dejarnos asesorar por hombres que están al día de las mejores bicis para ellos, pero que no tienen tanta idea de las mejores bicis para nosotras, o qué nos hace diferentes.

.- No hacernos, por lo menos, un ajuste básico para conocer exactamente las proporciones y distancias de los componentes de la bici que debemos llevar.

.- Tener prisa por encontrar esa bici para empezar ya a rodar, y acabar llevándote esa que no te acaba de convencer del todo pero que bueno, ya te adaptarás, te dices, y si hay que cambiarle algo lo verás sobre la marcha, piensas.

Las mujeres tenemos otra geometría, sobre todo aquellas más bajitas, para las que no se encuentra nada en las grandes tiendas. El mercado no acaba de adaptarse a que cada vez somos más chicas dispuestas a hacer del ciclismo nuestra afición y vía de escape. Estamos a principios del siglo XXI, no del XX. Si el ciclismo o el triatlón es o será nuestra pasión, estaremos dispuestas a financiarla, como otras pasiones. De hecho, las mujeres, somos las que más compramos, en todos los ámbitos. Somos unas expertas compradoras. El mercado de la bici no se ha enterado todavía, sigue tratándonos como si fuéramos unas ignorantes porque el ciclismo es (aunque hace tiempo dejó de serlo…) cosa de hombres.

Por suerte el ciclismo, como el deporte en general, se está convirtiendo en una pasión universal, que no entiende de géneros. Aún así, las diferencias anatómicas y fisiológicas entre hombres y mujeres existen. La demanda femenina exige que haya más oferta en el mercado de bicicletas, y aún así, nos damos de bruces con otro problema. Cada mujer es diferente, y no todos los cuerpos y estados físicos son iguales, así que según como montes tu bici trabajarás más unos músculos u otros, forzarás más o menos la musculatura del tronco y tendrás mayor o menor riesgo de lesiones y dolores y un desempeño más pobre, incómodo o forzado.

Con seguridad tendrás que cambiarte el manillar a uno más estrecho porque nuestra espalda es más angosta. También el sillín, a uno más ancho, para adaptarse a la amplitud de los huesos de nuestras caderas. Ni que hablar del ángulo y los topes de las manetas de cambio y frenos, que se ajusten a unos dedos más cortos que el de nuestros compañeros, o un cuadro más pequeño, que en ocasiones no será de adulto.

Al final, te compras una bici que no es tu bici, si no el molde sobre el cual harás muchos cambios, gastando mucho más dinero y tiempo del que habrías invertido si hubieras esperado y hubieras montado tu bici, aquella que mejor se adapta a ti.

Eso es, precisamente, lo que hace Unîca Bikes. Bicis unîcas para sus ciclistas. Son bicis montadas casi artesanalmente, una por una y personalizada, tras una entrevista con la interesada. Conocer ya no sólo su altura, si no hacerle un ajuste básico de proporciones para que se lleve la bici que será en definitiva una extensión de sí misma para rodar por carretera y montaña, por placer, por hacer cicloturismo y por competir. Una bici adaptada a su anatomía, objetivos y aspiraciones, o dicho de forma más poética, a su cuerpo, cabeza y corazón.

Recent Posts